octubre 19, 2021

Tenia un ojo en su dedo, y mira lo que le hicieron. (Video)

Las verrugas plantares conocidas coloquialmente como¨ojos de pescado, son crecimientos benignos (no cancerosos), frecuentes, de la piel que aparecen como un bulto pequeño, granuloso y rugoso en la planta del pie o en la base de los dedos.

La piel es dura y gruesa sobre la zona. Tiene un punto negro, a éste se le conoce como “semilla de verruga” pero en realidad es un vaso sanguíneo coagulado. En la mayoría de los casos, el médico puede diagnosticar una verruga plantar con una o más de las siguientes técnicas:

Examen de la lesión, cortar la lesión con un bisturí y verificar la presencia de signos de puntos pequeños y oscuros (pequeños vasos sanguíneos coagulados), extraer una pequeña parte de la lesión (biopsia por raspado) y enviarla al laboratorio para analizar.

La mayoría de las verrugas plantares son inofensivas y desaparecen sin tratamiento, aunque esto puede demorar uno o dos años.

Si las verrugas te causan dolor o se extienden, es aconsejable que las trates con medicamentos de venta libre (sin receta) o con remedios caseros.

Quizá debas repetir el tratamiento varias veces hasta que las verrugas desaparezcan; además, es posible que vuelvan a aparecer.

Si los enfoques de cuidado personal no surtieron efecto, habla con el médico sobre los posibles tratamientos.

Es probable que comiences por visitar a tu médico de atención primaria. Es posible que este te derive a un especialista en trastornos de la piel (dermatólogo) o del pie (podólogo).

Mira el video a continuación:

Visita también:

Esta mujer parece normal del ombligo para arriba, pero su cuerpo completo se ve diferente.

Este hombre intenta deshacerse del bulto en la espalda. (Video)

Visita también:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *