agosto 2, 2021

Un chico mimado humilló a un camarero discapacitado y el camarero le enseño una gran lección. (Video)

Muchas personas pasan por la vida pensando solo en su bienestar, casi nunca miran el trabajo de los demás, o el esfuerzos que se hace para complacerlos, como se ve en el video líneas abajo.

Ya sea porque tienen mucho dinero o porque su personalidad fue formada de ese modo, pero a veces es bueno darles un escarmiento por parte de los padres y poner las cosas en orden, para eso se necesita motivación.

A menudo oímos lo importante que es estar motivado para lograr lo que uno se propone. Más, en tiempos de crisis, parece que hace falta doble dosis de motivación para llegar a dicho lugar tan preciado.

La motivación es un estado interno que activa, dirige y mantiene la conducta de la persona hacia metas o fines determinados; es el impulso que mueve a la persona a realizar determinadas acciones y persistir en ellas para su culminación.

La motivación es lo que le da energía y dirección a la conducta, es la causa del comportamiento.

La motivación es un proceso que pasa por varias fases. Inicialmente la persona anticipa que se va a sentir bien (o va a dejar de sentirse mal) si consigue una meta.

En un segundo tiempo, se activa y empieza a hacer cosas para conseguir dicha meta.

Mientras vaya caminado hacia ella, irá evaluando si va por buen camino o no, es decir, hará una retroalimentación del rendimiento. Y por último, disfrutará del resultado.

En este ocasión te presentamos la historia de un muchacho que aprendió la lección en carne propia e hizo que su padre se sintiera muy orgulloso de él.

Mira el video a continuación:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *